Isinbayeva rompió en llanto delante de Vladimir Putin

Foto: EFE

La atleta se lamentó por el momento que vive el deporte de su país y aseguró que los errores de algunos lo están pagando todos. El presidente ruso la consoló.

Durante la ceremonia de despedida a los deportistas rusos que sí podrán estar en Río 2016, realizada en el Kremlin, Yelena Isinbayeva denunció que a muchos atletas de Rusia les habían arrebatado “de manera ruda y descarada” la oportunidad de competir en los Juegos.

“Hemos pagado los errores de deportistas menos responsables, deportistas que violaron las reglas y hoy respondemos colectivamente”, dijo la campeona olímpica antes de romper a llorar y ser consolada por el propio Putin.

Antes de ingresar, la atleta de 34 años había contado sus sensaciones tras la fatídica semana que vivió: “Mi ánimo no es precisamente festivo. No puedo decir lo que he sufrido. Lo asumiré cuando lo entienda o alguien me diga: ‘Yelena, no vas a ninguna parte’”.

“Incluso si me dejan, ya hace dos semanas que no entreno. Me dedico a estas tonterías, tribunales y pruebas. Por ahora, no está claro del todo. Si hay esperanza, reanudaré mi carrera. ¿Pero para qué? Si apenas queda nada para los Juegos”, admitió.