Maipú: 31 familias de Coquimbito tienen casa nueva

Fue en el Barrio Nuevo Siglo II. El Gobernador destacó los avances hechos en relación al pago de la deuda, que se mantenía con los proveedores del Instituto, y de la necesidad de hacer más eficiente el sistema de financiación del IPV.

Treinta y una familias beneficiarias del barrio Nuevo Siglo II recibieron las llaves de sus nuevas casas de manos del gobernador Alfredo Cornejo, el intendente de Maipú,  Alejandro Bermejo, y del presidente del Instituto Provincial de la Vivienda (IPV), Damián Salamone, entre otros funcionarios provinciales y municipales.ior

Tras el corte de cinta y la bendición ecuménica, los tres funcionarios se dirigieron al escritorio en donde esperaban ser entregadas las 31 llaves y carpetas correspondientes y desde allí les hablaron a los nuevos propietarios.

“Es el primer acto de entrega de viviendas al que vengo, aunque es el cuarto barrio que hemos podido terminar en mi gestión. No creo que haya muchos momentos, en la familia, más importante que obtener una casa propia, pero las cosas se hacen con dinero y recursos y para eso hay que administrarlo bien”, explicó el Gobernador.

“El costo de una vivienda promedio del IPV con urbanización es de 800 mil pesos, por vivienda. Sólo un grupo muy minoritario de la sociedad puede acceder a pagar ese costo con financiación privada. El 80% sólo puede recurrir a este tipo de organización para construir la vivienda, donde el estado tiene un peso muy grande”, señaló Cornejo.

En relación al accionar del IPV en la provincia destacó: “Este sistema que ha sido bueno durante algunas décadas ha venido deteriorándose en los últimos 12 años. Ha hecho que cada vez hagamos menos viviendas con plazos más largos. Es nuestra obligación reformular este sistema.  Hay que empezar desde cero, organizando bien los recursos. Esto nos ha permitido hoy y lo digo con mucho orgullo, que en estos pocos meses que estemos al día con las empresas. Hoy estamos pagando con 30 días de retraso. Es un gran avance que hace muchos años no ocurría en Mendoza”.

El mandatario indicó: “Necesitamos buscar mejores mecanismos de financiamiento y necesitamos que baje la inflación que va licuando la cuota y que perjudica a quien está esperando, porque no se hace el círculo virtuoso, de que la gente paga y le está financiando al otro que viene detrás”.

“Tener buena construcción de vivienda social permite tener mejor empleo y que la gente no esté esperando 30 años para poder acceder a su casa propia. Y que en lugar de un promedio de 8000 viviendas en los cuatro años de gestión o 10 mil, podamos ir hacia las 18 o 20 mil viviendas que necesitaríamos hacer para poder ir mitigando el déficit habitacional grande que tenemos”, finalizó el primer mandatario.

Por su parte, el intendente Bermejo expresó: “Esta es la tarea que debe realizar el estado. Hacer un sistema más ágil, en el que hayan mejores posibilidades y oportunidades para el acceso a la vivienda propia. Esta es una tarea difícil pero con un compromiso fuerte entre las políticas nacionales, provinciales y municipales esto puede ir revirtiéndose”.

Salamone habló de un festejo compartido y del mandato del Gobernador. “Hay mucha gente que también espera lograr la entrega de sus viviendas, por eso tenemos que doblar esfuerzos como estado provincial y como estado municipal. La forma de exigir una buena gestión municipal es pagando las tasas municipales y una forma de exigirnos a nosotros, como provincia, también es pagar las cuotas de la viviendas. De esta manera nos solidarizamos todos con estas familias que están, algunas con proyectos, otras con obras y otras por debajo de esa situación”, puntualizó.

El emprendimiento está ubicado en las calles Mariano Moreno y Urquiza de Coquimbito, Maipú. Fue construido por la empresa Alef SRL, a través del programa Reconversión del Plan Federal Plurianual de Construcción de viviendas-Fideicomiso Financiero- Segunda Serie.

Superficie cubierta y tipo de construcción

Las viviendas entregadas tienen 57,61 m2 de superficie cubierta y alrededor de 200 metros cuadrados de superficie total.

Son prototipos individuales (no apareados), realizados con sistema de construcción tradicional, es decir de mampostería de ladrillón y estructura sismorresistente de hormigón armado.

Los techos son de losas macizas con aislación térmica y membrana asfáltica.

Los muros al exterior, revocados y texturados pintados. Por el interior y sobre el revoque, se ejecutó enlucido de yeso.

Los pisos son de cerámico esmaltado y revestimiento cerámico en baño.

La carpintería de la vivienda posee marcos y hojas corredizas de aluminio prepintado. Los marcos y hojas son de chapa en puertas de acceso y, en interiores, las hojas son de madera tipo placa en dormitorios y baño.

La cocina tiene  revestimiento cerámico en una altura de 0,60m sobre la mesada y en todo el largo de esta.

Cuentan con la instalación completa de agua caliente y fría. En la cocina, mesada con pileta y mezclador de agua. En el baño, receptáculo de ducha, lavatorio, bidet e inodoro.

Con respecto a la instalación de gas esta se encuentra conectada a la red de gas natural con conexión de cocina, de calefón y de calefactor (los artefactos de cocina, calefactor y calefón termo tanque no son provistos por el IPV).

La instalación eléctrica es de tipo de cañería embutida en muros, con las llaves y toma corrientes mínimos exigidos por normas municipales y todos los elementos de seguridad exigidos en instalaciones domiciliarias.

Obras de urbanización

El emprendimiento cuenta con cunetas revestidas en hormigón, cordones, banquinas, puentes peatonales, rampas en las esquinas, enripiado de calles y forestación.

Obras de infraestructura

Se realizaron las redes de cloaca y gas. Las redes de agua y  eléctrica se ejecutaron por cuenta de la entidad.