Prat Gay: “Lo que Crisitina cobró de más, lo devolveremos”

El retiro de trabajo encabezado por el presidente Mauricio Macri junto a todo su gabinete en el complejo turístico de Chapadmalal comenzó esta mañana con un repaso a los temas vinculados a economía, obras públicas e infraestructura, informaron voceros del Ejecutivo.

El ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay, afirmó hoy respecto de las escalas del impuesto a las Ganancias que “volvemos al punto de partida de 2011: todo lo que cobró de más Cristina en su segundo mandato, nosotros se lo devolvemos al contribuyente a lo largo del primer mandato”.

“Se hace lo que en esta etapa podemos hacer; tomar el punto de partida que nos dejó el kirchnerismo en 2011: todo lo que cobró de más Cristina durante su segundo mandato, nosotros se lo devolvemos al contribuyente a lo largo del primer mandato”, cotejó el funcionario.

También sobre Ganancias, el titular del Palacio de Hacienda manifestó que “esta no es una discusión oficialismo versus oposición ni Cambiemos versus Peronismo, sino entre la responsabilidad y la demagogia; y ahí es donde vemos que se van acomodando los distintos espacios políticos”.

“La mayoría de la población sabe entender que nuestra vocación es bajar los impuestos en la manera que podamos, pero que tenemos una restricción presupuestaria”, sostuvo el funcionario, quien compartió una conferencia de prensa en Chapadmalal junto a su par de Interior, Rogelio Frigerio, y Seguridad, Patricia Bullrich.

El economista agregó que “es gratis la demagogia de decir ‘quiero bajar todo cuando no gobierno’; cuando tenemos la responsabilidad de gobernar vamos con el equilibrio de cumplir lo que dijimos en un plazo prudencial para que eso no nos desequilibre otras cosas”.

“El titular de la AFIP, Alberto Abad, lo analizó y descubrió que al proyecto del diputado Sergio Massa (sobre Ganancias) le faltaba 40.000 millones de pesos, lo que implicaría un esfuerzo muy grande de la Nación y las provincias, por eso estamos ordenando la discusión”, explicó.

Por otra parte, Prat Gay también mencionó que “aceptamos el punto de gravar el juego pero de una manera efectiva y no como lo proponía Massa”.

“Respecto de la renta financiera, el proyecto de Massa quiere gravar a las LEBACs, que en un 97 por ciento ya están gravadas, es el impuesto a la no-renta financiera porque ya estan pagando ese impuesto por estar en cabeza de personas jurídicas”, criticó.

Además, el ministro señaló que el Gobierno “está en contra de que se premie a la especulación por encima de la inversión real, pero de manera meticulosa y prolija, no de la manera que lo planteó hasta ahora Massa”.

“La no actualización de los parámetros de los recursos que recibe Buenos Aires por el Fondo del Conurbano implica que el resto de las provincias se quedan con 42 mil millones de pesos de recaudación al año que le corresponden al conurbano y me sorprende que diputados como Massa, que dijeron que había que mejorar esa situación, no lo plantea en la discusión de Ganancias”, añadió.

Sobre ese tema, el funcionario apuntó que “es demasiado compleja la realidad del impuesto como para resolverlo en una semana, además a partir del año que viene hay una Comisión Bicameral de Reforma Tributaria que fue creada con la Ley de Reparación Histórica y en Ministerio ya estamos trabajando en la Comisión de Análisis de Reforma Tributaria para vamos elevar a esa comisión un proyecto general de reforma donde se trate la renta financiera”.

“Estamos yendo de a poco: primero mínimo no imponible, después las escalas y luego en una reforma más amplia hacia las cuestiones medulares, pero queremos subrayar el esfuerzo fiscal inmenso para la Nación y las provincias que representa el aumento del mínimo no imponible, que mejoró el bolsillo a los argentinos alcanzados de entre 3 y 8 puntos por encima de la paritaria”, sostuvo.

En ese sentido, Prat Gay ponderó que el “corrimiento gradual propuesto de las escalas para 2017, 2018 y 2019 es la rebaja más grande la historia del impuesto a las Ganancias y una fuerte rebaja para la clase media”.

“Quisiéramos hacer mas y hay ese y otros impuestos para bajar pero hay que ser responsables de la situación fiscal y social: cada recurso del que nos desprendemos es un recurso menos para atender la situación social muy precaria que recibimos”, sopesó.

El economista reiteró que “el gradualismo fiscal que establecimos para este año y para todo el primer mandato tiene su contrapartida en algunos impuestos y, en particular, en el impuesto a las ganancias”.

“Otra promesa de campaña que este año fuimos reconsiderando es la de bajar las retenciones 5 puntos todos los años, ya que atentos a la realidad fiscal no se puede cumplir en ese plazo, sino a lo largo del mandato, pero teniendo en cuenta el equilibrio entre lo que es posible y los recursos disponibles y las demandas sociales que más nos preocupan”, consideró.

Por último, en relación a la suba del dólar, aseveró que “no nos preocupa el precio del dólar sino el de los alimentos y, después de una primera mitad del año con fuertes subas, finalmente se acomodó de acuerdo a lo que habíamos prometido”.

“Estamos cerrando el año con niveles de inflación mensual del orden de 1,5 por ciento que es lo que queríamos y lo que habíamos prometido”, concluyó.

Fuente: Télam.