Las Low cost piden eliminar las tarifas mínimas

El CEO de la empresa chilena SKY dijo que el ritmo de crecimiento podría ser mayor si no tuvieran límites para vender más barato. Además, indicó que es necesario estudiar el precio de las tasas de embarque.

Mientras la oferta aérea aumenta en la Argentina por la entrega de nuevos permisos para operar rutas que promueve el Gobierno nacional, algunos actores del mercado quieren ir más allá y liberar la oferta completamente. En ese sentido, apuntan a eliminar las tarifas mínimas, las cuales están establecidas por ley.

En conversación con el diario La Nación, el CEO de la aerolínea chilena Sky, Holger Paulmann, planteó eliminar la tarifa mínima y reducir las tasas aeroportuarias como dos factores claves para que el mercado de las compañías aéreas de bajo costo despegue en la Argentina.

Por ahora Sky vuela a Santiago de Chile desde Mendoza, Córdoba y Buenos Aires y pronto se sumará Rosario.

Este jueves se autorizó a la empresa Flybondi para hacer la ruta Mendoza-Buenos Aires. El Gobierno establece un piso para el valor de los pasajes según las zonas del país.

“El mercado argentino podría duplicarse en un año, pero por sus regulaciones es probable que requiera de más tiempo, dos o tres años”, dijo. De acuerdo al empresario la principal barrera para las Low Cost es la tarifa mínima regulada por debajo de la cual las empresas no pueden cobrar.

“En este modelo el precio es el elemento diferenciador respecto de las líneas aéreas tradicionales. En ese sentido, Chile está mucho más desarrollado; hay más de un viaje por habitante por año y seguirá creciendo. En la Argentina llevará más tiempo el incremento de pasajeros; sería más veloz si se liberara la mínima”, insistió.

Sin embargo, de acuerdo al integrante de la familia que también controla Cencosud, dijo que hoy “no habría suficientes pilotos y técnicos para satisfacer la demanda; en función de las restricciones el incremento tiene que ser gradual”.

La tasa de embarque

El CEO señaló que “las tasas son las mismas que para viajes a París, y eso es injusto, porque el vuelo a Buenos Aires dura lo que un doméstico. Deberíamos intentar fomentar el sector, y con esto le ponemos un freno de mano”.

Desde Argentina a Chile, son 70 dólares, y a la inversa, 30.

Por Ecocuyo