Minería clausuró 20 canteras en 2017

Distribuidas en 11 departamentos, las canteras recibieron auditorias mensuales para constatar el correcto funcionamiento de las instalaciones y habilitaciones. Las inspecciones alcanzaron al 94% de las canteras activas.
El Ministerio de Economía, Infraestructura y Energía, a través de su Dirección de Minería, realizó un repaso de las actividades desarrolladas durante 2017 y confirmó que el nivel de inspecciones a minas y canteras de segunda y tercera categoría alcanzaron el 94% del total de emprendimientos activos en la provincia.
Las inspecciones mensuales a las 143 canteras activas de minerales como áridos, talco, yeso, baritina, materiales volcánicos, calizas y oro, plata y cobre, entre otras, se distribuyeron en 11 departamentos de la provincia.
En 2017 se clausuraron 20 canteras clandestinas por no presentar las habilitaciones correspondientes, por no contar con estudios que garantizaran la no afectación a las zonas pobladas cercanas o por no ajustarse a las disposiciones de la Ley 8434 que regula ese tipo de minerales. Dos de ellas, Campo El Quemado y Áridos Canale, fueron denunciadas penalmente por violentar la clausura impuesta y reincidir en los trabajos extractivos.
Por su parte, desde la Dirección de Minería aseguraron que se encuentran en proceso de evaluación 127 expedientes de canteritas que actualmente están sin actividad y buscan regularizar su situación y comenzar a operar correctamente en la extracción de minerales.
Hitos 2017
Entre agosto y octubre, personal de la Dirección de Minería se capacitó y participó del Censo Nacional para la Actividad Minera 2017 (CeNAM), un relevamiento que captó el trabajo de diez técnicos de la dirección que abocaron su labor en censar a más de 170 empresas que trabajan en la actividad minera empadronadas en Mendoza. De ellas, 147 son emprendimientos radicados en la provincia y 25 se realizaron en la administración central de las empresas extractivas, que en muchos casos se encontraron ubicados en Capital Federal y en Córdoba.
Otro hito importante de 2017 fue la remediación ambiental de la mina de uranio Huemul en Malargüe. Luego de un intenso trabajo de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), el sitio fue transformado en un parque para lograr la integración urbana, paisajística y ambiental y generar un lugar de esparcimiento para la comunidad.
Perspectivas
Una de las últimas novedades del año fue el incentivo a la producción de baritina en Mendoza para suplir su importación. A través del programa nacional Huella Minera, pequeños productores podrán comenzar a explotar canteras de segunda categoría que años atrás fueron abandonadas por ubicarse en lugares inaccesibles y por los altos costos que significaba el traslado hacia ese lugar.
La existencia en el Sur de la provincia de una baritina de gran calidad, con una densidad mayor de 4,2 toneladas por metro cúbico, es decir, un mineral muy difícil de conseguir, podría suplantar las importaciones procedentes de Bolivia y Turquía que anualmente realiza Argentina para cubrir las necesidad de la industria petrolera.